domingo, 8 de marzo de 2009

Día de la Mujer Trabajadora. (8 de Marzo)

Hoy día 8 de marzo es el día de la mujer trabajadora, por qué existe un día de la mujer y no del hombre pues porque la incorporación de las mujeres ha sido muy tardía y desigual. Porque aún hoy en día debe existir un día que nos recuerdes que seguimos luchando por una igualdad que puede que cada vez sea mayor, pero que dista mucho de ser equitativa. Hoy día 8 de marzo de 2009 (sí, siglo XXI d.C.) se ha jugado la Final de la Copa de la Reina, ¿La habréis visto, no?. Ah no, que es imposible que la hayáis visto porque no la han echado en ningún canal de televisión. Hoy día 8 de Marzo del 2009 (sí, es la tercera vez que lo repito y aviso que no será la última) lo más seguro es que si han visto los telediarios de TVE o algún clásico programa de información estoy segurísima que habrán tirado de estadísticas, habrán dicho que cada vez más mujeres trabajan, que cada vez tienen mayores salarios, que poco a poco van siendo iguales que los del sexo opuesto y blablabla… Seguramente una vez que hayan analizado la parte positiva también habrán contado alguna historia de desigualdad con un cariz de asombro y tono de injusticia social. Sin embargo, no han tenido la decencia de poner una FINAL de un partido de baloncesto femenino. Bueno, alguien podría decirme el papel marginal que tiene el baloncesto general en los medios de comunicación españoles, pero estamos hablando de una final. Qué derecho superior tiene una Copa del Rey Masculina para que nos pongan tooodos los partidos, por qué todas las semanas vemos un partido de ACB? Por qué vemos hasta la Euroliga los días de diarios? Y ojo, por mí cuanto más baloncesto mejor, pero me resulta tristísimo que no se hayan dignado a poner el partido, UN PARTIDO. Algún avispado podría venir a contarme que claro, la repercusión mediática y el interés no es el mismo, obviamente no. Pero a caso tiene mayor interés los partidos de fútbol de la liga italiana que pone TVE? 5000 personas(aprox.) llenaban hoy el pabellón salmantino a las 16:00, una hora de lo más impronta posible y con el equipo local eliminado desde los cuartos. Pero claro, tanto TVE1 como TVE2 como Teledeporte tendrían cosas mucho más interesantísimas que poner. Tal es así, que casi dando gracias sólo se podía ver el partido en diferido por Teledeporte a las 21:00. Por tanto, los pobres desgraciados que queríamos ver el partido nos hemos tenido que encomendar a todos los santos para que FEB.Tv y su asombrosa calidad no fallase, y eso nunca pasa. ¡¡LAMENTABLE!! Y muy señores míos del telediario, pasen ustedes por cualquier competición deportiva femenina española y pregunten si existe la igualdad. El deporte está a años luz de una igualdad (y ya no porque ponga algo por televisión o no) porque no la hay desde el deporte de base, porque los padres no educan deportivamente igual a un niño que a una niña y porque hoy, día 8 de Marzo del 2009 (ya avisé que no sería la última) existen millones de mujeres en esta España que por ver a una mujer haciendo deporte dicen que es un “marimacho” y si el machismo es asqueroso, el que viene de una mujer me repugna. Hombres que lean esto piensen cómo de accesible tendrían(o hubieran tenido) el deporte si hubieran sido mujeres. Y nosotras… recapitulemos. Piensan que su educación fue igual que la de los niños, o mientras ellos jugaban a fútbol en gimnasia(antes no había educación física) nosotras no estábamos separadas jugado a brilé , en el mejor de los casos, o algún “juego de niña” como “Palomita” o “la comba”? Así que por mi parte y para terminar, un reconocimiento a todas las deportistas que juegan casi por amor al arte a pesar de los contratiempos. Enhorabuena al Ros Casares por la victoria y Salamanca por su baloncesto Un aplauso también para todas las No profesionales, más bien tirando a "paquetes" que tienen derecho a seguir pachangueando una vez que se acaba la edad federativa. (sí, va por mí, muy astutos. De vez en cuando un poco de autobombo no viene mal xDD)

1 comentarios:

Wruk dijo...

Peor aún. El incipiente rol sexual es un aspecto coral que está marcando la conducta y la imagen que vierte el deporte cuando es realizado por mujeres. Más allá del importante momento, gravado por la decisión sociocultural, balón o barbie, nos encontramos en la atalaya que determinará si seducidos por el amarillista papel cuché preferimos largas piernas y largos cabellos rubios por la plástica estética del ejercicio competitivo. No se entienda como una crítica al libre derecho de la feminidad y la expresión artística, mas sí al uso como bandera de un erotismo fácil que nubla los considerables progresos de anónimas deportistas, e incluso, de hábiles pachangueras.

Cuídense.